Apple y Google pactaron no robarse empleados entre sí; Facebook no participó en el acuerdo

0
205

google-apple

El objetivo era impedir que sus ingenieros y otros trabajadores altamente especializados fueran tentados por alguna de las otras empresas.

Para que el mundo no conociera detalles del pacto, esta semana ambos gigantes acordaron el pago de 324 millones de dólares y así evitar un juicio por pactar no robarse empleados

“Si el caso hubiese llegado a juicio, los demandantes habrían pedido a un jurado que aprobara una indemnización de 3.000 millones de dólares por daños, según documentos judiciales. Bajo la ley antimonopolios, esa cifra podría haberse triplicado a 9.000 millones de dólares”, explica el diario español.

De no haber llegado a un acuerdo, se hubieran revelado las tácticas empleadas por ejecutivos multimillonarios como el líder de Apple Steve Jobs, y el ex CEO de Google, Eric Schmidt, para retener a los técnicos que trabajan en el desarrollo de productos y servicios online.

Los términos del arreglo no se revelaron todavía. Los detalles serán suministrados en documentación a presentar ante la justicia a más tardar el 27 de mayo, según Kelly Dermody, un abogado de los trabajadores que dijeron haber sido privados de mejores ofertas salariales.

“Esta es una excelente resolución”, dijo Dermody en una declaración preparada.

Robert Van Nest, un abogado que notificó al tribunal sobre el arreglo en nombre de todos los empleadores, no quiso dar detalles.

Google y Apple tampoco hicieron declaraciones.

El vocero de Intel Corp. Chuck Mulloy dijo que la firma niega toda irregularidad pero que prefirió hacer un arreglo “para evitar los riesgos, cargas e incertidumbre de una litigación”.

Adobe System Corp. también negó irregularidades. “Creemos firmemente que nuestras políticas de reclutamiento de ningún modo han disminuido la competencia por el talento en el mercado”, afirmó.

La demanda, planteada a raíz de una investigación del Departamento de Justicia, reclamaba 3.000 millones de dólares en indemnización en nombre de 64.000 empleados ente 2005 y 2009. Si el juicio hubiese concedido indemnización, la suma podría haber sido triplicada de acuerdo con las leyes antimonopólicas que impiden que las empresas en Estados Unidos incurran en supresión del libre mercado.

Una indemnización de 9.000 millones de dólares habría representado casi 140.000 dólares a cada uno de los trabajadores. Los programadores, desarrolladores de software y científicos informáticos ganan en promedio de 80.000 a 110.000 dólares anuales, según los datos del Departamento de Trabajo.