La conferencia europea de entretenimiento digital Gamescom fue el escenario elegido por Microsoft para anunciar las novedades que tendrá la consola de videojuegos Xbox One, que contará con la actualización de su nuevo sistema operativo Windows 10.

La actualización estará disponible en noviembre y será gratuita. Contará con la disponibilidad del asistente virtual Cortana para poder acceder a diversas funciones de la consola sin tener que dejar de utilizar el control de mando. No obstante, para utilizar estos comandos de voz los usuarios deberán contar con los sensores de audio que tiene la cámara Kinect.

A su vez, Xbox One permitirá que los usuarios puedan grabar sus programas de TV de aire mediante la opción DVR, al aprovechar las prestaciones del sintonizador de TV digital que se conecta en el puerto USB. También se podrá realizar una transmisión de estos contenidos a las computadoras con Windows 10 y a los dispositivos móviles con iOS, Android o Windows Phone que tengan la aplicación SmartGlass, incluso cuando la consola esté en uso.

El control de mando también recibió una actualización con la llegada de ‘chat pad’, el teclado físico compacto conocido en la edición previa de la consola de Microsoft, y que ahora estará presente para la Xbox One. La compañía todavía no detalló el precio, pero dijo que ya se puede reservar el accesorio.

Además, Microsoft anunció una edición especial de la Xbox One basado en el Halo 5: Guardians. Llegará al mercado el 20 de octubre, casi una semana antes del lanzamiento del juego, previsto para el 26 de octubre.